C/ Pedro Teixeira nº 3, bajo A 28020 MADRID     aegoas@gmail.com     91.555.81.57

MUTILACION GENITAL FEMENINA

Descripción: Extirpación de parte o de todos los genitales externos, incluidos los labios mayores, los labios menores y/o el clítoris. En general la circuncisión femenina (mutilación genital femenina, infibulación) se realiza como un proceso ritual, frecuentemente sin anestesia y bajo condiciones no estériles. La cicatrización resultante puede impedir la penetración.

Según informe de la ONU, hay 30 países que realizan esta práctica. Casi todos pertenecen al continente africano. En Asia solamente es Indonesia.

Son más de doscientos millones de mujeres y niñas a las que se les ha practicado  FGM (Mutilación Genital Femenina).

La cantidad y la localización del tejido extirpado determinan el tipo de infibulación:

Tipo I: extirpación del prepucio, con o sin extirpación de parte o de todo el clítoris.

Tipo II: extirpación del clítoris con extirpación parcial o total de los labios menores.

Tipo III: extirpación de parte o de todos los genitales externos y sutura/estrechamiento de la abertura vaginal (infibulación).

Tipo IV:  La mayor parte de los labios mayores se aproximan y suturan por encima de la uretra y la vagina; cauterizar quemando el clítoris y el tejido circundante. Otras formas de mutilación genital femenina incluyen: Raspar el tejido circundante a la vagina (cortes angurya) o cortar la vagina (cortes gishiri). Introducción de sustancias corrosivas en la vagina para causar hemorragia o con el propósito de ajustarla o estrecharla. Cualquier otro procedimiento que encaje con la definición enunciada anteriormente.

Incidencia: Unas 168.000 mujeres en Estados Unidos; más del 96% de las mujeres en algunos países africanos (p. ej., Somalia). Edad predominante: La mayoría se realizan durante el inicio de la adolescencia (48.000 en menores de 18 años).

 MANIFESTACIONES CLÍNICAS

 Signos y síntomas: Cicatrización y deformidad significativa de las estructuras genitales externas, frecuentemente hasta el punto de obstruir el introito vaginal por completo (varía según el tipo y extensión del procedimiento realizado).

La obstrucción puede ser suficiente para producir amenorrea o dismenorrea.

Dispareunia (dolor en relaciones sexuales). Como consecuencia de esto, falta de apetito sexual.

DIAGNÓSTICO

Diagnóstico diferencial:

Cicatrices de quemaduras infantiles.

Trastornos intersexuales.

Himen imperforado.

 

ESTUDIO Y VALORACION:

Procedimientos: Anamnesis (historial de la paciente) y exploración física.

Hallazgos Patológicos: Los tejidos de los genitales externos están ausentes o cicatrizados y se hallan macroscópicamente deformados.

 MANEJO Y TRATAMIENTO

 No farmacológico

Medidas generales: Valoración, soporte y educación según la cultura.

Medidas específicas: Es necesaria la apertura quirúrgica de los tejidos genitales obstruidos o cicatrizados para permitir la higiene menstrual y la función sexual. En el momento del parto puede ser necesaria una episiotomía anterior, con o sin reparación posterior o cesárea.

Actividad: Sin restricciones.

Información para la paciente: Discusión de la anatomía femenina, de la sexualidad y de la higiene menstrual según la cultura.

Fármaco(s) de elección Ninguno.

 SEGUIMIENTO

Control de la paciente: Hábitos de vida saludables. (Puede ser difícil obtener muestras para citología en pacientes con cicatrización extensa si no se ha realizado una revisión quirúrgica.)

Posibles complicaciones: Agudas (en el momento del procedimiento): hemorragia e infección (incluido tétanos), retención urinaria, dolor. A largo plazo: disfunción sexual, dificultad en la higiene menstrual, infecciones recidivantes del tracto vaginal o urinario, menstruación retrógrada, hematocolpos, enfermedad inflamatoria pélvica crónica.

Resultados esperados: Frecuentemente las secuelas sexuales perduran durante toda la vida a pesar de la revisión quirúrgica (en especial cuando se ha realizado clitoridectomía).

 MISCELÁNEA

Consideraciones en el embarazo: Sin efectos en el embarazo, pero su presencia puede complicar la concepción y el parto. El parto puede necesitar una episiotomía anterior con un aumento del riesgo de sangrado. El procedimiento quirúrgico adecuado es la cesárea.

Leave your comments

0
terms and conditions.

Comments